Carlos Hipólito da voz en Bilbao al testamento vital de Gerardo Vera.

23 y 24  de septiembre de 2022 – 19:30h /19:00h

TEATRO ARRIAGA DE BILBAO

Miguel Rellán, David Castillo, Fran Perea, Alfonso Lara, Juan Carlos Vellido y Silma López protagonizan Retorno al Hogar de Harold Pinter en el Teatro Arriaga de Bilbao.

 El teatro Arriaga de Bilbao subirá a su escenario la gran obra maestra del ganador del Premio Nobel de Literatura Harold Pinter, Retorno al hogar. Los días 23 y 24 de septiembre,  Miguel Rellán, David Castillo, Fran Perea, Alfonso Lara, Juan Carlos Vellido y Silma López recrearán este hipnótico juego de infidelidad, abuso y proxenetismo.

En su obra, Pinter -autor irreverente y provocador donde los haya…- retrata con suma crudeza las mil y una contradicciones y tensiones entre un padre viudo que vive con dos de sus hijos, ya adultos, y un hermano. La llegada del hijo mayor, aparentemente el triunfador de la familia, con su esposa, desata todos los vientos de una tempestad provocada por un ambiente asfixiante y opresivo causado por la envidia y el desprecio mutuos entre todos los miembros del clan familiar.

Daniel Veronese adapta y dirige Retorno al hogar en Bilbao, una  tempestad familiar de asfixia y opresión entre envidias y desprecio.

¿Como generar la máxima tensión en una reunión familiar? Pinter, como creador, parece saberlo y puede ofrecérnoslo.

En este hipnótico juego de posturas provocadoras, huye, sin dudarlo, de las convenciones y de la lógica para sumergirse en donde lo aparentemente incomprensible e inaceptable se transformará en moneda de uso corriente y en cotidianeidad.

La infidelidad, el abuso, el proxenetismo -y todo aquello que no soportamos bajo una lente convencional- nos son ofrecidos sin contemplaciones ni miramientos especiales.

La escena, siempre irreverente y provocadora, retratará las contradicciones y las tensiones existentes entre los miembros de un clan, movilizados, todos, por la envidia y el desprecio mutuo.

Así, el maltrato emocional nos generará una desconcertante sensación de incomodidad a todos los que nos asomemos distraídamente en esta obra. Y nunca estará demasiado claro que límite se habrá establecido en los huesos y en la piel en estos personajes que sobreviven con inmoralidad, con
prepotencia quebradiza.